Live to Ride, Ride to Live


Harley-Davidson

Image via Wikipedia

Desde chico me han gustado las Harley-Davidson, tienen una impronta libertaria y rebelde muy particular. De hecho creo que es una de  las poquísimas cosas positivas que puede venir de un país tan inmundo como Estados Unidos (el arquetipo político-cultural gringo tiende a asquearme cada vez mas).

L’Histoire

Todo empezó 1903 en Milwaukee, ciudad ubicada a orillas del Lago Michigan (la mas grande del Estado de Wisconsin sin ser la capital) donde un joven veinteañero llamado William S. Harley y su amigo Arthur Davidson armaron su primera motocicleta en el garage de la familia Davidson.

Me llama la atención lo poderoso que es en el imaginario colectivo gringo el garage, el lugar donde puede nacer tu empresa (HP, Harley-Davidson, etc ) o tu futura banda de rock (véase grunge).

A pulso este original par de emprendedores fueron aumentando su producción de forma tal que para 1914 eran una empresa consolidada en el mercado y su producción alcanzaba las 16.284 motocicletas.

Para la 1ª Guerra Mundial, Harley-Davidson se convertiría en el proveedor oficial de la US Army (el ejército de los Estados Unidos). Para la Gran Depresión de 1929 Harley-Davidson era el mayor fabricante mundial de motocicletas con presencia en 67 países, la crisis les obligó a frenar drásticamente la producción.

Nuevamente – durante la II Guerra Mundial y parte de la Guerra de Corea – Harley-Davidson fue el proveedor oficial motocicletas del ejército norteamericano. Tras el término de la guerra muchos veteranos de la misma, introdujeron conceptualmente al país del Norte las famosas “choppers“: que no eran mas que viejas motocicletas Harley-Davidson reacondicionadas (es decir, se quitaban todas las partes innecesarias) a fin de dejarlas mas livianas y rápidas.

En los años de la postguerra la compañía oriunda de Milwaukee vio como su  imagen exitosa se iba al tacho de la basura, una razón fue los nuevos  impuestos a la exportación y venta de motocicletas y otra poderosa razón fue  Hollywood  que comenzó a asociar en sus películas la marca Harley Davidson con un estereotipo de motociclista rudo, pendenciero y malviviente.

Algunos derechos reservados por Gerard Stolk vers l’Assomption

Son muchas mas las historias que se cuentan de esta centenaria compañía que ha creado mas que un producto con personalidad propia, ha creado un auténtico objeto de culto y de deseo.

Steppenwolf – “Born to be wild” (no podía ser otro tema)

PD: Hay una situación muy simpática que pasó no hace mucho: mi primo le prestó la moto (una Li-Fan de 150cc) a mi hermano para que saliera a dar una vuelta, éste muy ufano se calzó su chaqueta de cuero y sus lentes entonando “♪ ♬ ♪ ♬ Born to be wiiiiiiild ♪ ♬ ♪ ♬”, se subio a la moto con su polola, en una torpe maniobra la vuelta de la casa se saca la cresta en la moto, siendo recogido por un anciano que había visto la escena. Ahí quedó el salvaje jejejejejeje .

Comenta

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s